Se siguen sumando figuras: Anabella Zoch y Peteco Carabajal juntos en el IX Festival Cervantino

436

El domingo 1 de noviembre a las 21 horas en el Teatro Español, el Gobierno Municipal junto al CoDACC, con el auspicio del Instituto de Cultura de la Provincia de Buenos Aires, programaron una noche de música muy propia de nuestras tierras.
“Espejo de amor” es el espectáculo en vivo del encuentro entre Anabella Zoch y Peteco Carabajal, que se vuelve homenaje, obra y creación, con casi todas composiciones de Carabajal.
Anabella Zoch es una cantante argentina que por sus viajes logró mirar el país desde lejos y brindarle a la música un aire único y atípico. Desde la canción seduce al folclore y logra una unión de voces e instrumentos que componen su nuevo disco “Espejo de Amor”, que es un trabajo discográfico que hace un homenaje a la obra de Peteco Carabajal.
Esta obra homenaje tuvo el apoyo del Plan Nacional de Igualdad Cultural y fue el primer proyecto discográfico grabado en el CIAM (Centro de Investigación Aplicada a la Música) en Tecnópolis, dirigido por el Ing. Pichón Dalpont.
Se trata de una especial selección de canciones de la obra del artista santiagueño, donde el amor en todas sus formas es la temática principal. Temas como “Domingo” y “El bien y el mal” son creaciones conjuntas de Anabella y Peteco, que nacieron en este proyecto. Además de ser el gran inspirador, Peteco participa como productor musical del disco y canta y toca distintos instrumentos a lo largo del álbum acompañando la voz de Anabella Zoch.

Respecto al proceso de creación:
“Cuando conocí a Peteco personalmente en Junio de 2014, le expresé el deseo de hacer un disco homenaje. Eligiendo sus canciones sin estructuras, sus poesías que hablan del amor en sus diferentes formas, su visión de lo mágico, sus rincones complejos, con atisbos de embrujos ancestrales, su pasión por el nacimiento, su lado abstracto. Le dije que no podía hablar de su tierra, Santiago del Estero, ni de su historia familiar, pero sí que podía cantar lo que me representa a mí desde lo más profundo y universal. El proceso de selección y aprendizaje de éstas 14 canciones, nos condujo a la creación de dos temas juntos. El camino fue arduo, intenso y sísmico. Paso a paso, Peteco se involucró, se volvió el productor musical y dirigió la banda de excelentes músicos, también cantó y tocó guitarras, percusiones, charango y violín”, detalló Anabella Zoch.
El disco cuenta con artistas invitados como Bruno Arias y Juan Carlos Baglietto.

Compartir

No hay comentarios